UPA Aragón muestra su preocupación ante los últimos ataques de lobo en nuestra comunidad

Aragón ha sufrido dos ataques de lobo a rebaños de ovejas en poco más de un mes. Ambos sucesos en tenido lugar en diferentes puntos de Aragón. La Unión de Pequeños Agricultores y Ganaderos de Aragón cuestiona la conveniencia de introducir al lobo en territorio aragonés. Por ello, solicitan a la D.G.A que ponga en marcha medidas para el control de esta especie, evitando que se vuelvan a producir ataques como estos a ganado de ovino, y que se indemnice a los ganaderos afectados por los dos últimos ataques registrados en nuestra comunidad.

Según demuestran los últimos datos, ya son dos los ataques de lobo a rebaños de ovejas los que se han dado en Aragón en el último mes. El último, registrado en la localidad de San Mateo de Gállego, en la provincia de Zaragoza, ha dejado como resultado 10 ovejas muertas y otras tantas heridas.
Desde la Unión de Pequeños Agricultores y Ganaderos de Aragón, mostramos nuestra preocupación ante estos repetidos y virulentos ataques a animales, que además, se han dado en un espacio de tiempo muy reducido y en distintos puntos de la geografía aragonesa.

En UPA recuerdan que el lobo en un gran depredador, y “aquellos que abogan por que el lobo campe a sus anchas sin control, están cayendo en pura demagogia urbanita” afirma con rotundidad José Manuel Roche, Secretario General de UPA en Aragón. Desde la organización agraria consideran que esta especie puede causar graves daños tanto a los habitantes de las zonas rurales como a los animales de sus explotaciones. “Consideramos que no se puede introducir una especie de estas características, y que no ha convivido con anterioridad en este territorio, sin llevar a cabo un control de la misma” añade Roche.

La Unión de Pequeños Agricultores y Ganaderos de Aragón pone en tela de juicio la conveniencia de introducir una especie como el lobo en la comunidad autónoma. Por la inseguridad que genera en el medio rural y por los daños que puede provocar en un sector, ya de por sí castigado, como es la ganadería extensiva, y especialmente, el ovino. “No queremos que el lobo vuelva con fuerza a Aragón ya que supondría un importante problema para la ganadería, que traerá consigo pérdidas como las que ya estamos sufriendo” apunta José Manuel Roche.
UPA Aragón exige al Gobierno de la comunidad; que ponga en marcha medidas inmediatas para el control de esta especie, que ya está provocando importantes daños a los ganaderos aragoneses. Además, solicita que se tengan en cuenta las pérdidas que han sufrido los ganaderos cuyos rebaños han sido atacados, y que las explotaciones afectadas por ataques de lobo sean indemnizadas.

También te puede interesar...

Deja un comentario